Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
Coaching para ser feliz contigo Maite Nicuesa Guelbenzu, Doctora en Filosofía y Especialista en Coaching

Carta de Acción de Gracias

Maite Nicuesa
Carta de Acción de Gracias

Esta semana se ha celebrado el Día de Acción de Gracias. Una tradición que, pese a no ser española, es un buen punto de inspiración emocional para conectar con la gratitud como un sentimiento que, realmente, es la mejor medicina de ilusión para fomentar el optimismo frente al desánimo. En Coaching para ser feliz contigo comparto mi carta de acción de gracias como metáfora de motivación para contagiarte emociones agradables.

Gracias por los infinitos regalos de vida que recibo cada día, materializados en detalles diferentes pero todos ellos, marcados por el misterio de la existencia. Gracias por los obstáculos que se convierten en una oportunidad para desarrollar habilidades personales de valentía y fuerza que, tal vez, no podría entrenar si la vida fuese de color de rosa.

Gracias por todo lo que la vida me ofrece a mí pero también, gracias por todo lo que yo puedo ofrecer a la vida. Me gustan esos momentos en los que siento que la magia de la existencia me arropa con su abrazo infinito en una especie de descanso dulce.

Gracias por la filosofía que alimenta mi mente con ideas y pensamientos, por ese diálogo eterno con autores que me ayudaron a crecer. Gracias por el cine, por esa agradable sensación de viajar a través de la butaca, hasta otras historias. Gracias por la poesía porque no existe mejor regalo de vida que aquel que se resume en un verso.

Gracias por los sueños que murieron porque me enseñaron a valorar más la realidad. Gracias a este blog y a quienes en algún momento han visitado este espacio porque con su esencia, alimentan este espacio virtual con sentimientos y emociones de superación.

Gracias por tantos recuerdos que son la prueba evidente del camino realizado. Gracias por los días que están por venir. Pero sobre todo, gracias por el día de hoy y por ese carpe diem que me recuerda que cada instante cuenta.

Gracias por el trabajo que deja de serlo cuando se convierte en vocación, en un juego de letras para crear psicología con el abecedario. Gracias por cada post que parte de una nueva inspiración.

Gracias por las frases de amor, la mejor banda sonora de la autoestima. Gracias por la obra de arte más espectacular, el paisaje del mundo, un cuadro en infinitos colores y matices.

Gracias por esta aventura que es vivir, compartiendo el viaje con buenas personas que son el principal legado para un mundo mejor. Gracias por todo y por nada porque a veces, simplemente, sobran las palabras y ganan los silencios del alma.

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:

Comentarios